El amor de sus vidas

06/10/2014 § Deja un comentario

¿cuantos se habrán cruzado con el amor de sus vidas pero no lo vieron por ir revisando el celular?

image

33

26/09/2013 § Deja un comentario

Tuve un carro pero nunca aprendí a manejar. Fui a la UES pero no terminé la carrera, estudié Ingeniería industrial pero me quedé con el Técnico en Ingeniería del ITCA. Me enamoré. Engañé y me engañaron. Odié. Perdoné. Aprendí y me volví a enamorar. Fui papá soltero y aprendí más en esos días que en el resto de mi vida, hasta hoy. Encontré amigos en redes sociales que jamás imaginé. He viajado dentro y fuera del país. He conocido gente, visitado lugares, ganado experiencia. Ayudo a quien puedo hacerlo. Soy voluntario en Cruz Roja y donante altruista de sangre. A veces me miran feo por decir las cosas con sarcasmo y no me entienden. No entré al club de los 27; no fumo, no tomo.

Me gustan los juegos de video de aventuras, en  los de pelea siempre me dan riata. Me gusta jugar fútbol y voleibol. Me gustan las pecas entre otros menesteres. Me gusta acampar y las caminatas al aire libre. Amo los M&M y el sorbete de ron con pasas. White mocha con pastel de higo, por favor. Adicto al twitter. AndroidFan porque no me alcanza para un iPhone. Prefiero novelas de aventura, misterio y fantasía épica aunque amo El Principito. Me gustaban las matemáticas y la física en la U aunque tengo síntomas de discalculia. Compro ropa por comodidad y gusto, no por marca; vanidoso solo en Pinterest. Escucho rock en español, metal y afines tanto como baladas y música electrónica. Prefiero la tortilla al pan. Gustos sencillos. Espero reencarnar en algun universo Marvel.

Tengo un trabajo reciente y estable. Un salario que no da para lujos pero alcanza para pagar las deudas. Supply chain y SSO. Mis padres y mis hermanos son parte importante de mi vida. Tengo amigos del colegio, de la U, de la Roja y de cada lugar al que he ido. Sobre todo, tengo una bonita familia, centro de mi vida. Una esposa hermosa, fina y dedicada. Un hijo distraído, guapo, juguetón pero inteligente. Una nena preciosa, sonriente, astuta y siempre muy activa. Pego vichos bonitos.

Quiero estudiar una especialización y aprender Francés.  Quiero una casa propia. Quiero que mi esposa se sienta a gusto conmigo y que mis hijos me vean como su héroe. Quiero seguir ayudando a quien esté a mi alcance. Quiero un carrito para pasear con mi familia. Quiero aprender a nadar, a bailar y a cocinar. Quiero estar en cada momento importante de la vida de mis hijos hasta que la vida me lo permita. Quiero que mi esposa sea feliz a mi lado y mis nenes transformen el mundo en algo mejor. Tengo tanto por hacer. Quiero vivir en paz y morir feliz.

Bienvenidos, 33; plenitud de la vida. Que la fuerza me acompañe.

Mil y un maneras de saludarle

02/09/2013 § Deja un comentario

Y Ahí estaba. Un pop up del Messenger le dijo, ‘he aquí’.

Sonrió. Miró su foto detenidamente esos 3 segundos que se mantuvo en la pantalla. Suspiró.

Abrió el chat. Buscó su nombre. Abrió una ventana y le escribió.

“Hola!”… no, muy simple.

“que ondas!”… no, muy calle.

“Y ese milagro?”… no, muy cliché.

“Que linda estás!. Tanto como seguís viviendo en mi cabeza. Te he extrañado, no hay noche en que me acueste sin enviarte un ‘buenas noches’ antes de dormir. Me haces tanta falta y es que, sigo tan enamorado de vos”… no, muy sincero.

Le escribió mil y un maneras de saludarla y las borró mil y una veces. Cerró la ventana. Ella seguía ahí; sonriente y linda como siempre. Como la recordaba, como siempre la recordará.

#RoyalBaby

24/07/2013 § 2 comentarios

Ver tanto escandalo en mi TL por el nacimiento del bebé de unos príncipes europeos me recuerda que no hemos superado la época de la conquista; y si, seguro son los mismos que tratan de indios, en forma despectiva, a los que no están in.

Manda fuego, Señor.

Level up

02/07/2013 § 1 comentario

Hay sensaciones que no las se definir. Porque decir que “siento mariposas en la panza cada vez que recuerdo su sonrisa” está bastante trillado. Cliché. Es aquella sensación de no ser yo cuando está cerca pero al mismo tiempo sentirme tremendamente perfecto cuando está junto a mí.

Es aquella necesidad de llamarle para contarle que la sopa que almorcé estaba buena; que llegué casi a la hora de entrada al trabajo por una trabazón en el camino; que está a punto de llover o que hace calor porque no funciona el aire acondicionado. Es contarle todo por chat: Le comparto fotos, audios, besos, reclamos, peleas, más besos por whatsapp. Le tuiteo que la extraño y siento como la sangre sube por mi cuerpo esperando que lo lea y cruzando los dedos por sacarle una sonrisa. Es perder el tiempo a su lado porque jamás será tiempo perdido.

Me brotan sueños despierto imaginándonos en casa propia, aquella que tanto hemos visto en revistas, viendo jugar a los niños en el jardín; saliendo en el carro a comprar algo de cenar y dándole un beso a cada nene antes de dormir en sus propias habitaciones.

Me he vuelto más coqueto: paso pendiente de combinar mi ropa, de estar a la moda. Hoy procuro no despeinarme, (oh, si!), de verme bien y estar en forma. Me corté el cabello diferente, me veo más al espejo, cambié mis anteojos, se volvió mi asesora de imagen y todo para que ella siga sintiéndose atraída por estos huesos.

Es una sensación tan rica, tan plena, tan fuerte, tan excitante, tan vertiginosa y tan eterna. Te hace sonreír mientras vas caminando por la calle al recordar alguna tontera; te hace querer bailar aquella bachata que siempre te ha caído mal pero, con ella, cobra otro sentido; es pensar en abrir una cuenta de ahorros; es inscribirte de nuevo a natación; es darte un chance de bailar bajo la lluvia; es hacer planes de viajar; es querer regresar a la U para sacar el postgrado que te haga mejorar profesionalmente, subir un nivel, como lo ha hecho mi vida con ella a mi lado.

Cuanto amo a esta mujer.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.560 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: