Dinero Maldito

21/09/2009 § 6 comentarios

Era un típico día de pago, viernes, a la hora pico. Eduardo sale de su trabajo a las 5 en punto. Debía ir a su casa con el dinero de la quincena no sin antes llevar las compras del súper para la semana… pero no! Eduardo se une a su grupo de cheros para ir por unas heladas al barcito de siempre, allá por la zona real. El ambiente estaba chévere, sonaba ‘Playa Girón’ en un homenaje a Silvio.

La mesa se fue llenando de baldes y boquitas varias. Eduardo prefiere un cigarro, si come algo, puede tener problemas de digestión… pero ya se hacia tarde y ninguno de sus cheros bajaría a Cusca por lo que sale a tomar el bus. En la parada del centro comercial, por ese gran reloj, esperaba una chava con un pantalón blanco y ajustado que permitía degustar lo pequeño y azul de su ropa interior, blusa strapless con un escote estupendo, bolso y zapatos que combinaban con la blusa celeste. Pelo negro alisado, como de 1.50 m, senos grandecitos, bonito trasero, un lunar cafecito en uno de sus rosados y brillantes labios… Simpática a la vista, apetecible a su libido.

Eduardo, con sus copas de más, se sintió con suerte: “Hola, ya es tarde verdad?” –le dijo-, “así es y este bus que no viene” –le respondieron-. Él pregunta, ella responde. Gran charla de desconocidos… y de nuevo, cambio de planes: ya no tomaría la ‘2-C’ para Mejicanos sino que la ‘44’ para Ayutuxtepeque, con su nueva amiga. Ella sonreía coqueta ante los piropos de él -porq si para algo es bueno es para cuentearse a las chavas-. Llega la coaster, viene a reventar. Eduardo, muy caballeroso, le paga el pasaje a su amiga y para protegerla se queda detrás de ella por aquellos ‘abusivos’ que nunca faltan.

Ella, por lo lleno del transporte, decide acomodarse para tomar a Eduardo de la cintura. Este, ni lento ni perezoso, se topa más a ella y también la abraza. Él jugaba con el pelo de la chava, le decía cositas al oído, le respiraba suavecito en el cuello y a ella no parecía importarle. Al llegar a la Zacamil se hace un nudo para salir. Todos empujan y quieren bajar al mismo tiempo. Una parejita se acomoda detrás de Eduardo y su amiga, no pasan ni dejan pasar. Eduardo aprovecha para arrimarse a su amiga y cuidarla de cualquier cosa. De repente, ella se despide de la parejita que los apretaba: ‘ya llego por ahí’ les dijo. Eduardo recuerda que estaban juntos en la parada de buses.

Ellos bajaron y ella se alista para salir. Eduardo se ofrece a acompañarla pero ella dice que ya la esperan, que en otra ocasión será. Ella lo remata girándose y colocándose delante de él, con un descaro total. Ella baja, Eduardo continua un par de cuadras más. Se baja con una sonrisa enorme. Todo un macho, eso tigre! todo un pavo real haciendo gala de lo seductor que es. Espera la ‘ruta 31’ para bajar a Mejicanos, luego espera la ‘ruta 20’. Por la hora, solo pasaba la ‘6’ y la ‘2-A’, si acaso, según Eduardo, una ‘ruta 2-O’ [WTF?] que no quiso abordar. Ni modo, a tomar un taxi. Eduardo busca un billete de  $5 para pagar…

Sorpresa, la billetera no está. Hace memoria, si la traía del bar xq puso $10 por lo consumido y luego se la guardo. “Mierda!” –pensó-, La billetera debió bajarse en la Zacamil con aquella parejita. Si con razón la maje más se le topaba. Sin pisto, lejos de su casa, sin las compras de la semana, con su mujer preocupada, sus hijos con hambre esperando para comprar unas pupusas, bolo… pero contento.

“almenos le pequé una gran topada” –pensaba- “por algo la muy puta no me quiso dar el nombre” –concluyó-

Ahora a caminar… y que no le digan nada en casa porque los va a verguiar.

Dinero maldito.

[Machismo, excusas tontas para tomar, cultura alcohólica. No es justo que genere maltrato familiar por un par de tragos de más. El alcoholismo es un problema médico social, gastos innecesarios. Hay demasiada tolerancia al consumo excesivo del alcohol –y todos sus problemas derivados-. Debería existir una Política Nacional que incluya a todos los sectores de la Sociedad Nacional y poner sanciones severas]

Anuncios

§ 6 respuestas a Dinero Maldito

  • Wendy Kitty dice:

    muy bueno!

    No pierde la dignidad de macho aunque le roben, solo piensa en la topada xD

  • Thor dice:

    eso es bien feo, lo digo porque lo vivi por mucho tiempo en mi casa y creo que por eso a veces me hecho las birrias por el ejemplo que tuve aunque espero no joder tanto cuando tenga una familia.
    me llega Sumi, y me llega que vos sos de los pocos que conozco de nuestra camada que ni fuman ni toman, buen ejemplo para tu hijo.

  • Anonymous dice:

    si no tomas bebidas alcoholicas no deberias hablar mal de los que segun vos padecemos de este habito no sabes lo que puede llevarte a ser alcoholico.

  • iba pasando dice:

    Yo soy bolito, medio chichipate, medio trabajador; pero tenés razón eso de joder a la familia está mal, en 1900 ayer empezamos un grupo de como diez bolos solteros y sin compromisos. Varios se fueron casando en el camino; no les exigimos y hasta los evitamos para que no jodan en su casa, hoy solo somos tres. Y por lo menos yo no pienso tener familia para no joder a nadie y que no me jodan.

    Y para que no me bajen la cartera, hace rato dejé lo de don juan.. hoy somos más de oír música, resolver los problemas políticos, económicos, educativos y sociales en una noche al sonido cristalino de los brindis.

    El consumo excesivo per sé no es delito, las cagadas que hacés sí, siempre y cuando afecte a un segundo o tercero.

  • EL SUM dice:

    Wendy, eso es ser un hombre 'de verdad' jajaja (si, como no!)

    Thor, yo pase por situaciones similares en mi casa y vi como mi madre soporto tanto… por eso quize nunce le entre al alcohol.

    Anonimo, no es por molestar a nadie, son cosas que pasan… o no?

    iba pasando, con tratar de salvar la capa de ozono y quqrer la paz mundial es suficiente para que no molestas a nadie por un buen rato jajaja

  • Rafael M. dice:

    este es un hábito desagradable que lastima a la familia salvadoreña y latinoamericana en general. Co bien comentan, lo mejor es que, se deseas parrandear, hacerlo sabiendo que no llegaras a casa y estará alguien que no merece sufrir por tus caprichos.
    Muy buen tema y muy interesante historia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Dinero Maldito en Alter Ego!.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: